Practicar deporte durante el embarazo. ¿Positivo o negativo?

Embarazo

Practicar deporte durante el embarazo. ¿Positivo o negativo?

El nacimiento de un bebé siempre es motivo de felicidad y alegría. El periodo de gestación de una nueva vida es un momento para recordar. Además de felicidad, las mujeres durante los 9 meses que dura el embarazo y después de dar a luz, sufren dolores y cambios físicos.  Ganancia de peso, preeclampsia, diabetes gestacional, dolor lumbar e incontinencia urinaria, son algunos de los efectos adversos que pueden producir los embarazos.

Diversos estudios han demostrado que la actividad física favorece y aporta beneficios al embarazo. Un estudio realizado por la Universidad Complutense de Madrid (UPM) demostró que practicar deporte, con moderación, ayuda a disminuir el tiempo de parto. Además de esta importante mejora, practicar ejercicio durante el embarazo nos permite estimular la circulación sanguínea y la respiración.

Ejercicios durante el embarazo

Se puede comenzar a practicar ejercicio a partir de la semana 9 – 12, hasta la semana 38 – 39 del embarazo. Algunos de los deportes recomendados son:

YOGA: Un estudio, de la Universidad de Montreal y el Hospital Infantil Sainte – Justine, concluyó que practicar yoga es bueno para la formación y el desarrollo cerebral del bebé. Además de aumentar la flexibilidad, mejorar el equilibrio corporal y la circulación de la mamá.

FOOTING: Realizar caminatas con moderación mantiene a la mamá en forma. No es necesario tener una gran forma física. Hacer footing no requiere de una gran resistencia, todo el mundo lo puede hacer. En poco tiempo se mejora. Realizando footing 20 – 30 minutos/diarios, la mamá conseguirá tonificar los músculos y estirarlos. Además de ser bueno para conciliar el sueño, aliviar el estreñimiento y el dolor de ciática.

NATACIÓN: Hacer ejercicio en el agua, sobre todo los primeros meses, ayuda a aguantar el peso del embarazo, el agua lo soportará. Es un deporte maravilloso para mantener el peso y tonificar músculos. Además de que es bueno para la espalda.

BICICLETA ESTÁTICA: Es recomendable utilizar la estática para evitar caídas y males mayores que podríamos tener con una bicicleta de calle. Realizando ejercicio en bicicleta estática se tonifican mucho las piernas, se mejora la elasticidad y resistencia. El ritmo cardíaco de la mamá mejorará.

Tenemos que tener en cuenta que todos los ejercicios que se realicen, sean cual sean, tienes que ser de manera modera, sin excesos. Más que nunca, en este periodo de tiempo, hay que escuchar al cuerpo. Durante los 9 meses se experimentan cambios en él que nunca antes una mujer ha tenido, por lo tanto, hay que reconocerlos y frenar cuando no se puede hacer más. Lo primero es la salud del bebé y de la mamá.

Etiquetas:
Sin Comentarios

Dejar comentario

Al publicar un comentario en el blog entendemos que aceptas las condiciones de moderación del blog.