El CD Vallecas sigue su trayectoria ascendente con una nueva victoria

CD Vallecas

El CD Vallecas sigue su trayectoria ascendente con una nueva victoria

Gran victoria del equipo senior del CD Vallecas. Su temporada continúa en tendencia positiva y la ilusión de toda la plantilla se dispara de cara los próximos partidos.

Nuevo examen para la plantilla del CD Vallecas en uno de sus clásicos enfrentamientos contra el Pozuelo. Después de una racha de victorias, tocaba un partido complicado a domicilio en un encuentro siempre especial para el club. Es cierto que el nivel de calidad de la liga está muy igualado, motivo por el que cualquier equipo puede derrotarte si bajas la guardia, pero la cita del pasado domingo, por el largo historial de grandes y deportivas batallas que han protagonizado ambas entidades, tenía un sentimiento especial y hacía latir con más fuerza los corazones de todos los jugadores.

El aliciente extra para saltar a la cancha a dar el máximo era la eliminación en los pasados Play Offs a manos del Pozuelo. Esta vez, el equipo vallecano llegaba con plena confianza en sus capacidades individuales y colectivas gracias al dulce momento que atraviesa su juego. El objetivo era claro, devolverles el resultado de su último enfrentamiento.

El partido no se disputo en la cancha habitual del equipo local, un interesante movimiento táctico que le dio todavía más emoción a la contienda. Ambos equipos habían trabajado el encuentro a conciencia y desde el primer minuto se intuyó que veríamos una interesante partida de ajedrez y que las pizarras de cada uno de los entrenadores iban a ser protagonistas. En este tipo de partidos es necesario mantener la mente fría y la concentración al máximo, sabiendo que la defensa iba a ser clave durante los 40 minutos de juego, el equipo senior masculino del CD Vallecas consiguió cierta ventaja en el primer cuarto y trató de administrarla durante todo el encuentro. La estrategia consistía en ataques rápidos antes de que la defensa rival pudiese coger las marcas y así conseguir canastas fáciles acompañados de movimiento de balón desde los pivots a los exteriores pudiendo lograr buenas posiciones desde el triple.

Finalizado el primer cuarto con un 16-25 a favor en el marcador, le llegaba el turno a la segunda unidad. La sintonía del equipo es total y la diferencia entre titulares y suplentes mínima. Esto hace que cada jugador que salta a la cancha sume y continúe con eficacia el trabajo que han comenzado sus compañeros. Todos aportas y mantienes la línea de juego marcada por el entrenador cerrando el rebote y con transiciones muy rápidas hacia la canasta rival. Se logró aumentar la ventaja hasta los once puntos y marcharse al vestuario para recuperar energía en el descanso con el resultado de 34-45 en el electrónico.

En el tercer cuarto llegaron los problemas para el CD Vallecas, la presión del equipo local aumento y empezó a hacer mella en la defensa del equipo rojillo que veía como su ventaja se reducía a base de triples. De nuevo tocó recordar la importancia de mantener la cabeza fría y volver al plan inicial para llegar al último acto con un único punto de ventaja, 56-57.

El gran y admirable esfuerzo realizado por el Pozuelo para reducir la diferencia les pasó factura en los últimos diez minutos de forma que el CD Vallecas recuperó su confianza y estilo para evitar el sufrimiento de los últimos instantes controlando el ritmo y dominando hasta el último segundo. El marcador final reflejo un justo 63-72, y un gran sabor de boca con una victoria que eleva la moral de la plantilla y el cuerpo técnico.

¡Ojalá esta buena racha dure muchos partidos!

Etiquetas:
Sin Comentarios

Dejar comentario

Al publicar un comentario en el blog entendemos que aceptas las condiciones de moderación del blog.